La importancia del sector farmacéutico industrial para la economía argentina

El sector farmacéutico es un importante motor de la economía de un país, gracias al alto valor agregado que produce, la generación de empleos de alta calificación y el elevado grado de inversión en investigación y desarrollo que realizan las empresas para ofrecer tratamientos cada vez más eficaces y que mejoran la esperanza y calidad de vida de los pacientes.

 

El sector farmacéutico es un importante motor de la economía
de un país

 

En términos de empleo, el sector farmacéutico de “fabricación de productos farmacéuticos, sustancias químicas medicinales y productos botánicos”, genera en Argentina unos 41.000 puestos de trabajo al año (los cuales incluyen los algo más de 10 mil que trabajan en las empresas asociadas a CAEME), representando el 3,4% del total de empleados de la industria manufacturera del país y el 0,6% del total de empleados de la economía.

Además, durante la última década, el empleo del sector ha ido ganando peso con respecto al total de la economía. Asimismo, las características del empleo farmacéutico hacen que sea un empleo menos sensible ante las crisis económicas como la ocurrida durante principios del milenio en la Argentina, en la que el empleo total disminuyó, mientras que en cambio el empleo de la industria farmacéutica se mantuvo relativamente constante, con el consiguiente aumento de peso sobre el total.

 

EVOLUCIÓN DEL NÚMERO DE OCUPADOS EN EL SECTOR FARMACÉUTICO Y PESO SOBRE EL TOTAL
DE OCUPADOS EN LAS INDUSTRIAS MANUFACTURERAS, ARGENTINA 1996-2018

Fuente: elaboración propia a partir de Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social1

Los efectos generados en el empleo por el sector farmacéutico o biofarmacéutico han sido aproximados en diversos estudios realizados en España, Escocia, Alemania y EEUU. Por ejemplo, en un estudio realizado hace ya algunos años en España sobre los efectos producidos por la industria farmacéutica en el empleo estimaba que, por cada empleo generado de manera directa por la industria farmacéutica, se generaban otros 4 empleos en el resto de la economía nacional, 2,4 de ellos manera indirecta y 1,6 de manera inducida. Según esas estimaciones, sólo el 20% del empleo total generado por el sector farmacéutico en España representaba al empleo directo, mientras que el empleo indirecto e inducido suponían un 48% y 33%, respectivamente.

GENERACIÓN DE EMPLEO DIRECTO, INDIRECTO E INDUCIDO DEL SECTOR FARMACÉUTICO
(PUESTOS DE TRABAJO), ESPAÑA 1995

Fuente: elaboración propia a partir de Nueno (2006)4
Fuente: “El valor del medicamento desde una perspectiva social en Argentina y países de su entorno.
Capítulo 2. Fundación Weber (2020)”