Enfermedades Cardiovasculares

El término enfermedades cardiovasculares engloba una serie de patologías relacionados con el sistema circulatorio (corazón y vasos sanguíneos). La OMS incluye, entre otras, la cardiopatía coronaria, las enfermedades cerebrovasculares, las arteriopatías periféricas, la cardiopatía reumática, las cardiopatías congénitas, las trombosis venosas profundas y las embolias pulmonares.

Este tipo de patologías llevan a una serie de fenómenos agudos como el ataque al corazón o los accidentes cerebrovasculares, que suelen deberse a obstrucciones en los vasos sanguíneos producidas por depósitos de grasa. Estas obstrucciones impiden el riego sanguíneo al corazón o al cerebro, lo que conlleva, en muchas ocasiones, al fallecimiento de las personas que lo padecen.

Según la OMS, las enfermedades cardiovasculares son la principal causa de muerte en el mundo. Se estima que en el año 2015, 17,7 millones de personas murieron por este tipo de enfermedades, lo que representa el 31% de las muertes registradas.

TASA DE MORTALIDAD POR ENFERMEDAD CARDIOVASCULAR AJUSTADA POR EDAD (POR 100.000 HABITANTES), EEUU. 1900-1996

Fuente: Centro para el Control y Prevención de Enfermedades (2019)134

Para aquellas personas con un alto riesgo de padecer enfermedades de este tipo, diversas agencias, entre las que se encuentran la OMS y el NHS, recomiendan mantener un estilo de vida saludable, al igual que evitar malos hábitos como el consumo de tabaco y alcohol. Además de estas recomendaciones, el principal tratamiento terapéutico sugerido por estas agencias es el uso de aspirina para evitar los coágulos de sangre, estatinas para reducir los niveles de colesterol en la sangre y betabloqueantes para controlar la frecuencia cardíaca.

En este aspecto, según la OMS, el uso de esta terapia farmacológica puede llevar a la reducción del 75% del riesgo de sufrir un infarto de miocardio entre los grupos de alto riesgo.

Un metaanálisis concluyó que el uso de estatinas redujo un 24% el riesgo de padecer infarto de miocardio no mortal, así como una reducción del 25% en el riesgo de necesitar cirugía vascular y una reducción del 12% de la mortalidad producida por eventos cardiovasculares. 

Por otro lado, un estudio -llevado a cabo utilizando el modelo IMPACTCHD – analizó el descenso de las muertes producidas por enfermedad coronaria en Argentina en el período 1995-2010. Dicho estudio reveló que el 49,9% de las muertes evitadas durante ese período provino de la utilización y mejora de los medicamentos

Según la OMS, en el caso de Latinoamérica las enfermedades cardiovasculares se han convertido en la principal causa de muerte, llegando a ser casi un tercio de las muertes totales en la región en 2015. Un estudio estima que el número de muertes aumentará en más de un 60% entre 2000 y 2020, producido por los cambios demográficos, económicos y sociales de la región. En dicho estudio, se exponen también las diferentes causas de mortalidad cardiovascular.

CAUSAS DE MORTALIDAD CARDIOVASCULAR, LATINOAMERICA, 2012

Fuente: Lanas (2014)154

Un estudio realizado por Vicens et al (2019), también utilizando el modelo IMPACTCHD, analizó el descenso de las muertes producidas por enfermedad coronaria en Argentina en el período 1995-2010. Dicho estudio reveló que el 49,9% de las muertes evitadas durante ese período provino de la utilización y mejora de los medicamentos.

PORCENTAJE DE MUERTES PREVENIDAS, POR TIPO DE TRATAMIENTOS. ARGENTINA,1995-2010

Fuente: elaboración propia a partir de Vicens et al (2019)158
Fuente: “El valor del medicamento desde una perspectiva social en Argentina y países de su entorno.
Capítulo 3. Fundación Weber (2020)”